Tiempo de Lectura: 1 minuto

Uno de los ideales dentro de la creatividad y del arte, es que las obras puedan tener una utilidad, una funcionalidad y un mensaje. Que mejor que realizar obras en vida, desarrollar creatividad a partir de una buena acción y que esto a su vez implique el bienestar de otros seres humanos. Se consigue de esta manera un circulo perfecto entre el arte y la acción social.

Un buen ejemplo de este tipo de iniciativas es el proyecto “Educar es fiesta“,  promoviendo los derechos de los niños para una vida digna y sin violencia a partir del desarrollo de sus capacidades artístico-creativas. Una buena manera de promover el arte a partir de la ilusión de los niños por una vida mas justa.

Nota: “No me canso de repetirlo, es importante encontrar el equilibrio con una acción social, nuestra responsabilidad para con la sociedad no está al margen de nuestras acciones en Social Media

 

Para saber  mas información del proyecto “Educar es Fiesta” no os perdáis este video

 

vía @andresturiweb