Tiempo de Lectura: 4 minutos

Vivimos tiempos de cambio y no solamente para los Millennials sino que para todo hijo de vecino, aquí no se escapa nadie con la nueva GDPR. Aplicar coherencia, airear los armarios y aceptar que pasen de nuestros culo todos aquellos que no les gusten nuestros emails, es lo que toca.

Con el cambio de las nuevas políticas de privacidad (GDPR – Reglamento General de Protección de Datos de la Unión Europea) todos los que nos dedicamos al mundo del marketing online estamos un poco alterados. Muchas llamadas, consultas al “primo” y bastante confusión en relación a los cambios en materia legal que debemos cumplir. Estos días la palabra “consentimiento expreso” toma forma en nuestras mentes de manera que nos llega a acojonar.  El tema está en que tenemos que informar al cliente de los datos que se recopilan, para que se van a recopilar  y que nuestra empresa esté preparada para almacenar estos datos. Seguimos un flujo natural de coherencia en la gestión de información sensible y nos toca ponernos las pilas, en “mi casa” los primeros que nos subimos al barco de ponernos al día.

Todavía con la sombra del escándalo de Cambridge Analytica merodeando a nuestro alrededor (acrecentando aún más la paranoia sobre el tema) nos tenemos que poner las pilas para airear las alfombras de nuestras BBDD´s, ver como los hacemos con la LOPD, revisar nuestras políticas de privacidad y con “un poco de suerte” lo mismo hasta todo este barullo nos sirve para ser unos chic@s buenos y hacer las cosas como se merecen.

De manera que nos podamos poner al día y haciendo en mi caso personal un pequeño examen de consciencia vamos a revisar algunos de los puntos que vamos a tener que poner al día para validar el consentimiento de nuestra BBDD. Vamos paso a paso y antes las dudas que puedan surgir solo nos queda rodearnos lo mejor posible:

  • Consejo 1. Revisa tu política de privacidad. Asegúrate de tu privacidad la política está actualizada y refleja exactamente la procedencia de tus datos, que tratamiento realizas de ellos y si todos los procesos de captación y almacenaje están como debería. Esta parte me parece que es mejor relacionarse bien y contar con profesionales que te lleven de la manita por el buen camino.

Solución: En mi caso os recomiendo a Luis de Leynet Consultores, además de buena gente es super profesional y especializado en negocios digitales. Preguntar por el y decir que vais de mi parte para que cuando nos veamos se pague un café. 🙂

  • Consejo 2. Política de Privacidad Accesible. En la medida que nosotr@s demandemos algún tipo de dato al usuario es necesario que la política de privacidad esté bien visible. Por ejemplo, en una simple suscripción de correo electrónico es importante o proporcionar un enlace a su política de privacidad. Esto se relacionado directamente con la transparencia y la responsabilidad por la forma en la que se trabaja el proceso de captación de procesa los datos.

Solución: Desde Asiri Marketing hemos preparado una iniciativa para ayudarte a pasar por este proceso de forma sencilla, ayudándote a incluir los avisos legales, a la inscripción de fiches en la Agencia Española de protección de datos, textos legales de emails…

  • Consejo 3. Verifica el consentimiento. Si ha estado siguiendo un modelo de consentimiento de aceptación o consentiemto expreso, debe tener una pista auditable que demuestre que se recibió el  consentimiento de su base de suscriptores. Si todavía esto no te lo has currado (suele pasar en las mejores familias), ahora es una buena oportunidad.
  • Consejo 4. Crea una campaña online eficaz y atractiva para tu BBDD. (Ahora es cuando empieza la parte artística) Necesitamos transmitir las razones por las que el usuario debe recibir comunicaciones de marketing puedes utilizar la web, una landing page, un video o contenidos random en redes sociales como medio para contarlo. Una idea para proceder puede ser:
  • 1.- Crea una página de preferencias de correo electrónico que permita a sus suscriptores determinar qué tipo de contenido reciben o cual desean recibir. Puede determinarlos por el tipo de contenido que comparte o el tipo de actividades / intereses que los viajeros tienen en relación a su alojamiento (por ejemplo).
  • 2.- Elabora una campaña de correo electrónico que se ejecute durante hasta el día previsto como tope que necesitemos tener nuestra situación al día. Enlaza con su página de preferencias de correo electrónico:

> Incluya por qué los está vinculado en el momento presente sobre la marca.
> Informa lo que le seguirás enviando en el futuro.
> Informa sobre como pueden modificar este consentimiento .

  • 3.- En la web puedes utilizar ventanas emergentes para potenciar este tipo de registros sobre aquellos usuarios que han recibido las comunicaciones vía email o no.
  • 4.- Agrega el campos de aceptación a cualquier formulario o página de registro que tenga en su sitio web. Si lo haces, asegúrete que la política de privacidad sea claramente visible.
  • Consejo 5. Consigue el consentimiento de forma offline a través de acciones concretas.  Proporciona un medio alternativo para que los viajeros o la tipología de cliente pueda otorgar el consentimiento de forma offline.  Las recepciones a través de formulario en papel para la gestión de determinados servicios puede ser algo rudimentaria pero efectiva (Ahora con la fotografía móvil sencillo de incorporar a nuestro CRM).  Otra opción pueden ser el registro a eventos como aporte de valor añadido para el viajero, de esta forma nos podrá aceptar la recopilación de estos campos y la incorporación a la base de datos principal.

Lo que si está claro con esto son dos cosas:

  • Debemos hacer las cosas bien por los cauces previstos por la ley. Es más coherente y también nos permitirá dormir mejor.
  • El nutrir nuestras bases de datos no será un problema si nuestro producto es bueno y la comunicación que se lanza desde nuestra compañía también. 

Por lo tanto, animo a afrontar este proceso como una puesta al día y una renovación positiva. Si empiezas a poner malas caras lo tendrás que renovar igual, por lo que por el mismo precio vamos a intentar mejorar este “peliculón” con una sorisa.